Noticias

El campo avanza, con la combinación de la agricultura y energía solar

Bajo la sombra de los paneles solares, pueden crecer diversos tipos de plantas, con beneficios múltiples en materia de eficiencia energética, rendimientos agrícolas y ahorro de agua.

ap-ingenieria-como-afectara-la-produccion-de-electricidad-en-colombia-el-fenomeno-del-nino

Se trata de un nuevo modelo, que integra la energía solar y la agricultura, que se ha empezado a llamar los “agrivoltaicos”, y que ya se prueba en varias regiones de los Estados Unidos, con el concurso de científicos de los laboratorios del gobierno y varias universidades.

Para el efecto, se ha incrementado la altura de las estructuras metálicas que soportan los paneles, a fin de dar espacio a las labores manuales de los cultivos y facilitar el uso de alguna maquinaria, de menor tamaño, que se requiera en alguna de las actividades agrícolas.

Luminosidad

De esa manera se puede reducir hasta en un 75 por ciento la luz solar directa que llega a las plantas, las cuales – gracias a la luz difusa- crecen bastante bien, señala el profesor Greg Barron- Gafford, impulsor de este proyecto en la Universidad de Arizona, quien explica que el ambiente debajo de los paneles solares es mucho más fresco en verano y más cálido en el invierno, lo cual permite disminuir, tanto las tasas de evaporación de las aguas de riego, como el estrés de las plantas.

Así lo han podido comprobar los investigadores en cultivos de fríjol, tomate y pimiento, lo mismo que en plantas de hoja verde como lechuga, acelga y col rizada.

Paneles solares

Aunque para los generadores de energía, la elevación del techo de los paneles implica un mayor costo de las estructuras, pueden lograr economías al no necesitar nivelar las superficies del terreno, ni sembrar césped o recubrir con grava, donde se establecen; y especialmente, al alcanzar mayor eficiencia en el rendimiento de los paneles con la frescura que ofrecen las plantas, durante las horas de calor más intenso.

Se sabe sobre dicho aspecto que en lugares la temperatura se eleva por encima de los 75 grados Fahrenheit, los paneles solares – al calentarse demasiado-comienzan a tener un bajo rendimiento. Gracias a la evaporación del agua de los cultivos, se crea un enfriamiento localizado, lo cual es bueno para el negocio solar.

En resumen, afirman, se gana en tres frentes: en comida, agua y energía.

Fuente: Portafolio.co